Barcelona vs Madrid: ¿Cuál recibe más visitantes?

¿La sagrada familia, o la puerta del Sol? ¿El parque Güell o el del Retiro? Barcelona y Madrid son las ciudades más grandes y pobladas de España, y también, las que más turistas reciben al año.

Ambas tienen monumentos, museos, y miles de lugares, en los que disfrutar de años de historia. Pero entre catalanes y madrileños, siempre ha habido cierta rivalidad. No sólo por los equipos de fútbol, que también, sino por los turistas que acogen cada año.

Según las estadísticas de turismo del pasado año, Madrid recibió a un total de 8,8 millones de turistas, frente a los 7,4 millones que recibió Barcelona.

Poco más de un millón de personas prefirieron visitar la capital, que la ciudad condal. Estas cifras tan elevadas, demuestran que tenemos en nuestro país, dos grandes ciudades con mucha atracción turística.

Madrid, se encuentra en séptima posición en el ranking de ciudades más visitadas del mundo. Mientras que Barcelona, ocupa el décimo quinto puesto a nivel mundial.

Si comparamos con más ciudades del mundo, veremos como Londres, se alza en primera posición con 16,9 millones de visitas, a la que le sigue todo un clásico, Paris, en segunda posición con 16 millones de visitas, y en tercer lugar Bangkok, en Tailandia, con 12,2 millones.

Pero, ¿dónde gastan más los turistas?

La respuesta a esta pregunta, es Barcelona. Aunque haya un millón menos de turistas, éstos hacen un gasto mayor que en la capital. Y es que, el pasado año, se dejaron 12.608 millones de euros, frente a los 5.146 millones que gastaron los turistas en Madrid.

Cada una tiene su encanto. Madrid es el centro neurálgico de España, con museos como Reina Sofía, el Prado, parques como el del Retiro, y lugares emblemáticos y con historia como el Círculo de Bellas Artes. Barcelona, por su parte, tiene mar, algo fundamental para el turismo, el parque Güell, la sagrada familia, la Rambla, y el Museo Nacional de Arte, entre sus principales reclamos.

Grandes ciudades con mucho gancho, pero diferentes a la vez. Personalidades diferentes, historias diferentes, pero con algo fundamental en común: ambas atraen a millones de personas a que visiten sus calles.

No creo que una sea mejor que la otra, o que una tenga más cosas que la otra, simplemente creo que son diferentes, que se complementan, y que según qué turismo se quiera realizar, podrá ser más recomendable un alojamiento en Madrid, o alojarse en Barcelona. Y es que, en cuestión de gustos, nadie manda.